Mirada

Mirada,
tu mirada es mi alimento
mirame, mirame, mirame
alimentá más mi deseo,
ese que al paso de los meses
no murió de hambre,
pese a tu ausencia.
Mirame
mirame
mirame
aunque yo no pueda sostenerte
estoy débil de tu ausencia
estoy frágil sin tus palabras
pero no, más sin tus miradas.
Tu mirada
me sigue traspasando
me desnuda en plena calle
me hace sentir huérfana,
¿por qué me mirás
si no me vas a hablar?
¿quedó algo de ayer?
Queda fuego en tu mirada
la mía no puede soportar,
esa promesa
que no se realizará.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Poesía. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Mirada

  1. miradas, ausencias y ojos que no ven…

  2. Noris dijo:

    Los ojos ven más de lo que parece, en una fracción de segundo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s